lunes, 21 de mayo de 2012

¿Qué son las zonas abisales?: La región del Hades

Antes de entrar habrá que ponerse en situación, vamos a hablar sobre los océanos y eso es meterse en un “fregao” bastante curioso. Empecemos por definir en que zonas se divide un océano según su profundidad:
  • Zona pelágica
  • Zona batial
  • Zona abisal
    • Región del Hades
Cada zona se caracteriza por tener unas condiciones y unos ecosistemas diferentes que vienen definidas por la diferencias de la penetración de luz y de las presiones hidrostáticas diferentes en cada zona.
Vamos a pasar a explicar un poco estas condiciones típicas zonales (brevemente las dos primeras y me centraré más en la zona abisal):
  • Zona pelágica:
    Es una zona que se encuentra entre los 0 y los 1000m de profundidad, y a su vez se podría dividir en:
    • Zona epipelágica: Es la zona más superficial, llega hasta los 200 m de profundidad más o menos, en esta zona hay suficiente luz para realizar la fotosíntesis y por tanto aquí se encuentra una gran congregación de animales y plantas.
    • Zona mesopelágica: Aproximadamente de los 200 a los 1000m, es una zona con penumbra donde llega luz pero insuficiente para los organismos autótrofos.
  • Zona batial
    Está situado entre los 1000 y 4000m de profundidad, es una zona oscuridad total (con la salvedad de los organismos bioluminiscentes, de lo que hablaremos en otra ocasión) y no existen plantas vivas, el único alimento para los animales que habitan esa zona es la denominada nieve marina o comiéndose entre ellos.
    Detritus orgánica que sirve de alimento a los seres
    que habitan las profundidades oceánicas.
  • Zona abisal
    Se encuentra a una profundidad que abarca el espacio entre los 4000 y los 6000m, en esta zona no existe luz solar, es un ambiente muy frío, existe una presión hidrostática que es extremadamente elevada, hay una ausencia notable de alimento.
    En esta zona (que abarca el
    70% de los océanos de la Tierra) es donde se encuentran las fosas abisales que son originadas por la subducción de una corteza oceánica bajo una continental.
    Proceso de subducción de una corteza oceánica bajo una continental.
    Formación de una fosa abisal.

    En los fondos abisales se produce una característica que los biólogos han denominado “gigantismo abisal”, lo que se traduce en animales exageradamente grandes (como un tipo de araña marina, o picnogónido, de metro y medio). En esta zona se forma el sapropel que es un lodo de color oscuro que se forma en los lechos oceánicos debido a la sedimentación de materia orgánica (nieve marina) en largos periodos de tiempo, el sapropel a su vez debido a ciertas reacciones químicas, acaba formando petroleo.
    Los animales que por aquí se encuentran suelen tener bioluminiscencia y tiene la característica de ser bastante extraños, a continuación vereis algunas de las especies que lo habitan. Suelen ser siempre bastante aplanados, con ojos enormes y grandes fauces, lo que se debe a una adaptación a su habitat.
Eurypharynx pelecanoides.
File:Humpback anglerfish.png
Melanocetus johnsonii
http://3.bp.blogspot.com/_ckBlasgNSzg/SVgBV9OZibI/AAAAAAAAKN0/GLsN15DMtg4/s400/Deep+Sea+Hatchetfish.jpg
Argyropelecus hemigymnus(Pez leñador)

 Stomias boa boa (Pez dragón)
Centrophryne spinulosa (Pez cornudo linterna)


Macropinna microstoma
Curiosos cuanto menos, ¿no?, y bien, si estas zonas son las más profundas, ¿qué es la zona hadal?
Se conoce como región hadal o del Hades a la zona abisal que forma (debido a movimientos tectónicos) grandes fosas que pueden llegar a los 11.000m de profundidad (la profundidades que abarcan estas regiones son de 6000 hasta el fondo de las fosas abisales, como la de las Marianas).
Estas zonas cuentan (en superficie) tan solo el 1,6% del total de los océanos y se las conoce con éste tétrico nombre (el Hades, en mitología griega, era el inframundo donde iban todos los fallecidos yendo en camino errante, para llegar tenían que cruzar la laguna Estígia, donde Caronte les transportaba de orilla a orilla previo pago y justo la última barrera antes de entrar al Hades era pasar por delante de Cerbero, un perro de tres cabezas y muy mal genio) debido a que antiguamente los griegos creían que los océanos eran como pozos sin fondo y donde se hallaba el inframundo. 

"Travesía del Estigia" de Gustave Doré
No se conoce más que el 10% de estas regiones y se cree que no alberga vida, ya que las presiones y temperaturas que allí existen la hacen inviable.
Todas las fotos de la entrada provienen de la Wikipedia, salvo la de la nieve marína que viene de aquí.

1 comentario:

  1. buena investigación. Soy un aficionado a la mitologia griega..

    ResponderEliminar